Cómo empezar un negocio online desde cero

Amiga, con este artículo no pretendo ofrecerte un curso intensivo sobre cómo montar un negocio online. En mis posts vas a encontrar consejos prácticos y aplicables. Así que, siguiendo esa línea, te compartiré recomendaciones muy personales y bajo mi experiencia para simplificar el proceso.

Lo que quiero evitar es que pierdas tiempo y vayas directamente al grano. Básicamente, te voy a contar lo que yo haría hoy en día si tuviera que empezar un negocio online desde cero.

Pero antes de lanzarte a esta aventura, es importante que sepas que este camino no está siempre lleno de rosas. De hecho, quizá te interese conocer de primera mano cuáles son, según mi experiencia, las cinco principales ventajas y desventajas de emprender.

Y ahora sí, vamos allá con el meollo de la cuestión.

Consejos para comenzar un negocio online paso a paso

Con la mínima inversión económica posible.

1. Tienes que conocer muy bien cómo vas a hacer dinero con tu negocio

Es necesario tener claro cómo pretendes generar ingresos. Te pongo varios ejemplos:

  • Vas a vender productos artesanales. Pues en este caso, podrías utilizar un modelo de e-commerce directo a través de tu propia página web o plataformas como Etsy.
  • Ofrecerás servicios como consultora de marketing. Aquí podrías establecer paquetes de servicios con precios fijos que los clientes puedan comprar directamente desde tu web.
  • Si quieres vender formación podrías hacerlo de varias formas, vendiendo cursos online a través de tu página, de una plataforma preparada para ello o con membresías que proporcionan contenido exclusivo o servicios continuos.

Cuando entiendas de qué manera vas a crear negocio con lo que puedes ofrecer, es el momento de pensar a quién se lo vas a vender.

2. Aprende todo lo que puedas sobre el tipo de personas al que te estás dirigiendo

La mejor recomendación que puedo darte para que comiences desde ya a tenerlo en cuenta es: solo importa lo que necesite mi cliente, no le que opine yo.

Por ejemplo, ponte en esta situación: estás lanzando una línea de ropa deportiva para mujeres. Bien, aquí vas a necesitar entender sus hábitos de ejercicio, preferencias de estilo y los retos que enfrentan al buscar ropa deportiva que se adapte a sus necesidades.

¿Y cómo obtener toda esta información? Puedes hacerlo de varias maneras: mediante encuestas en redes sociales, entrevistas o analizando a la competencia. Entra en las páginas o redes sociales de tus competidores y averigua que tipo de clientes tienen, sus preguntas, dudas o preocupaciones que dejan en los comentarios.

Este conocimiento te permite crear mensajes de marketing que resuenen directamente con tus potenciales clientes y ofrecerles productos que realmente deseen, aumentando así tus posibilidades de convertir tus visitas o seguidores en clientes.

3. Pon un nombre a tu proyecto y comprueba su disponibilidad

Haz una batería con varios posibles nombres para tu proyecto. ¿Por qué te digo esto? Porque es muy probable que cuando quieras registrar un dominio para tu web, ese nombre ya esté ocupado. Igualmente, esto se aplica para las redes sociales. Así que lo ideal es que tengas varias alternativas donde elegir.

Te recomiendo también que realices una búsqueda rápida para asegurarte de que el nombre no esté ya registrado o protegido como marca, evitando posibles problemas legales en el futuro.

4. Ponte un objetivo. ¿Dónde quieres estar de aquí a un año?

¿Cómo te gustaría que se reconociera tu marca? ¿Qué objetivos económicos te gustaría alcanzar? Cuando lo tengas claro, divide esa gran meta en pequeños logros. Sí, uno por cada mes. Cada logro será un peldaño menos hasta tu meta final. Pregúntate, ¿qué deberías haber cumplido cada mes para alcanzar tu objetivo anual?

5. Crea una web. Algo sencillo y que tenga blog

Siempre digo lo mismo a mis asesoradas. No inviertas todos tus ahorros en hacer funcionar un negocio. No necesitas una gran marca ni una gran página web para empezar. Hay muchas plataformas que te ofrecen todo esto de manera gratuita o con la menor inversión posible.

Empieza así. Poco a poco. Invirtiendo lo mínimo para tener una web donde presentes tu marca y lo que ofreces. Pero si algo creo que deberías hacer, es comenzar a escribir sobre tu producto o tu servicio. Cómo soluciona los problemas de tus clientes. Escribir y abarcar todas estas preocupaciones de tu audiencia, te hará tener autoridad en el tema y poco a poco ir convirtiéndote en un referente.

Si aún no tienes una web, aquí puedes hacer un curso gratis para crear tu web en WordPress desde cero.

6. Crea una cuenta en Instagram

Te he dicho Instagram, pero si consideras que la mayoría de tu audiencia se encuentra en otra red social, entonces te recomiendo que comiences con aquella donde se encuentre tu público.

Al menos para empezar, mi consejo es que abras una sola red social, porque te va a llevar mucho tiempo sacarla adelante. Y lo importante ahora, es establecer unas buenas bases para el negocio que estás emprendiendo.

7. Crea una cuenta de email marketing para agrupar a tu audiencia

Crear una lista de correo electrónico desde el principio es esencial. ¿Por qué? Porque te permite comunicarte directamente con tu audiencia y construir una relación más personalizada.

Utiliza una plataforma como MailerLite para empezar. Ofrece planes gratuitos que son perfectos para negocios que están empezando y también si estás escalando.

Lo ideal es que comiences recopilando los correos electrónicos a través de un formulario simple en tu página web, incentivando a tus visitas a suscribirse con un descuento en su compra o una descarga de algún archivo que les pueda ser interesante.

8. Haz un análisis de palabras clave relacionadas con tu negocio y las soluciones para tu cliente

Conocer las palabras clave que tu audiencia utiliza para buscar productos o servicios como los tuyos es necesario para el SEO de tu página.

Por ejemplo, herramientas como Google Keyword Planner, Answer the public o Ahrefs pueden ayudarte a identificar estas palabras clave. De hecho, aquí te cuento cómo utilizo el generador de palabras clave gratuito de Ahrefs para encontrar ideas de contenidos.

Mi consejo: concentra tus esfuerzos en aquellas con buena búsqueda mensual, pero baja competencia, para que puedas posicionarte más fácilmente en Google. Después, usa estas palabras clave de manera estratégica en tu contenido web, blogs, y descripciones de productos para mejorar tu visibilidad.

9. Crea una estrategia de contenidos

Crea un calendario de contenido que alinee tus publicaciones con los intereses de tu audiencia y las etapas de tu embudo de ventas. Planifica temas que no solo atraigan visitas, sino que también resuelvan problemas comunes de tu audiencia. Incluye una variedad de formatos, como publicaciones en el blog, vídeos, podcasts y publicaciones en redes sociales.

Y por último, muy importante: asegúrate de que cada pieza de contenido tenga un objetivo claro y una llamada a la acción.

En este curso te explico cómo crear una estrategia de contenidos alineada con las necesidades de tu audiencia con chatGPT.

10. Ten paciencia

Emprender en una carrera de fondo, no un sprint.

Necesitas tiempo para que tu negocio crezca, para que tu estrategia de contenido se desarrolle y para que tus esfuerzos de SEO den fruto. Mientras tanto, lo mejor que puedes hacer, es seguir aprendiendo y ajustar tus estrategias. Analizar los datos que recolectes a través de herramientas como Google Analytics para entender qué funciona y qué no.

Y por supuesto, celebra las pequeñas victorias y mantén una mentalidad positiva frente a los desafíos que vendrán, que van a ser muchos.

Recursos y herramientas para emprendedoras

En esta página de mi web te encontrarás con muchas herramientas de marketing digital que te ayudarán según el proceso de tu emprendimiento. Pero para que te puedas ir de aquí con un resumen muy práctico, estas son las herramientas que te recomiendo para empezar a darle forma a tu negocio online desde el principio.

Herramientas para crear una página web

  • WordPress: Ideal para la creación de páginas web totalmente personalizables.
  • Wix: Ofrece una manera sencilla y visual de construir una web, ideal para principiantes.
  • Shopify: Perfecta si buscas abrir una tienda online con todas las herramientas necesarias para el comercio electrónico.

Herramientas de email marketing

  • MailerLite: Fácil de usar, ideal si estás comenzando y necesitas funciones básicas de automatización.
  • Mailchimp: Ofrece una amplia gama de herramientas de marketing, incluyendo email, anuncios y más. Para mi gusto, se están colando con los precios, pero es muy sencilla de usar.

Herramientas de análisis de palabras clave

  • Google Keyword Planner: Una herramienta gratuita de Google que proporciona datos de palabras clave basados en Google Ads.
  • SEMrush: Ofrece análisis profundos de palabras clave y competencia, ideal para una estrategia de SEO más avanzada. Con una cuenta gratuita tienes acceso a 10 solicitudes diarias.
  • Ahrefs: Similar a SEMrush y muy profesional.

Herramientas de productividad y organización

  • Notion: Ofrece una plataforma todo-en-uno para notas, tareas, bases de datos y más. Para mí, es lo más. Y desde aquí puedes acceder a un curso de Notion desde cero y a crear tu propio calendario de contenidos.
  • Trello: Se trata de gestor de tareas basado en tarjetas, ideal para organizar proyectos y tareas diarias.
  • Asana: Perfecto para equipos que necesitan organizar proyectos complejos con muchas partes.


Mi conclusión: comenzar un negocio online puede resultar muy apasionante, pero también repleto de retos. Si yo tuviera que empezar hoy, tendría en cuenta todas estas recomendaciones y herramientas para manejarlo con mayor facilidad.

Eso sí, no te olvides de dedicar tiempo y esfuerzo para construirlo bien desde el principio.

Mientras avanzas, recuerda que el mundo online está lleno de posibilidades. Tómatelo con calma, aprende constantemente y adapta lo que necesites. Así, poco a poco, tu negocio comenzará a tomar forma y a prosperar.

Te deseo toda la suerte del mundo.

Foto del autor

Deja un comentario